Disfunción eréctil

Disfunción eréctil y obesidad

La disfunción eréctil es un problema que preocupa y afecta a muchos hombres. Se ha demostrado, que pese a no ser la principal causa de esta enfermedad, la obesidad influye en la aparición de la disfunción eréctil.

Un estudio de Harvard Medical School advierte de que llevar una vida poco saludable, malos hábitos de alimentación y el sobrepeso pueden representar un obstáculo en la vida sexual de los hombres y pueden hacer aparecer la disfunción eréctil. A continuación exponemos diversos factores asociados con la obesidad que predisponen a los varones a sufrir dicho problema:

  • La obesidad abdominal. Es lo que se conoce como solo estar obeso en la zona del abdomen. Una cintura de más de 96 cm de ancho puede propiciar la disfunción eréctil.
  • Más de una vez hemos comentado que la obesidad afecta a la presión arterial. Sufrir alteraciones en la presión arterial favorece la aparición de la disfunción eréctil.
  • Sufrir diabetes, enfermedad asociada a la obesidad, es una de las principales causas de la disfunción eréctil.

 La disfunción eréctil es solo un factor más que confirma que la obesidad disminuye la calidad de vida de aquellas personas que la sufren. Por eso vamos a explicar una serie de consejos que pueden ayudar a mejorar la calidad de vida y la disfunción eréctil:

  1. Una dieta sana y equilibrada. Los estudios confirman que una dieta rica en fruta, verdura, cereales integrales y pescado disminuye la probabilidad de sufrir disfunción eréctil. Es aconsejable reducir el consumo de carne roja y derivados, así como de cereales refinados.
  2. Aumentar la carga de actividad física. Aunque se trate de caminar, hacer ejercicio durante un periodo de 30 minutos diarios disminuye el riesgo de disfunción eréctil en más del 40%. Realizar deporte ayudará a conseguir un mejor peso y por tanto mejorar todos los problemas asociados.
  3.  Realizar ejercicios para fortalecer el suelo pélvico y así mejorar la erección. Estos ejercicios sumados a los cambios de hábitos hacia unos más saludables (dejar de fumar, perder peso, limitar el alcohol) mejoran la disfunción eréctil.

disfunción eréctil

La obesidad puede representar un obstáculo en la vida sexual de los hombres. Hunde la sensación de bienestar , crea cambios en la actitud diaria, te vuelves más flojos e inactivo y eso hace que se tenga más probabilidades de tener un bajo desempeño debido a la condición física. Pon remedio a la obesidad, mejora tu vida sexual y tu calidad de vida.

0 comentarios

Escribe tu comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Agradecemos tu participación.

Deja un comentario