reflujo gastroesofágico y obesidad

Obesidad y Reflujo Gastroesofágico

Obesidad y Reflujo Gastroesofágico: Te ayudamos a tratar ambas enfermedades

Existe un estrecho vínculo entre sobrepeso y reflujo gastroesofágico, en concreto se estima que las personas con obesidad tienen el doble de posibilidades de desarrollar ERGE (reflujo gastroesofágico), una enfermedad que se caracteriza por tener sensación de ardor/quemazón en la boca del estómago y en el pecho, dolor en el pecho, dificultad para tragar, regurgitación (retorno de la comida a la boca), sensación de nudo la garganta, desgaste dental, tos crónica, laringitis, asma y alteraciones del sueño entre otros síntomas.

Además de las molestias que trae consigo esta enfermedad, el reflujo gastroesofágico está directamente relacionado con un aumento de las posibilidades de desarrollar cáncer de esófago y otras alteraciones del aparato digestivo como úlceras esofágicas, estenosis (cierre del esófago secundario a la continua inflamación), sangrado digestivo y esófago de Barret.

La pérdida de peso repercute en una mejora significativa en el tratamiento del reflujo gastroesofágico. En este sentido, dietas o técnicas como el balón ingerible, balón intragástrico, o método pose se convierten en una ayuda eficaz para conseguir perder peso y cambiar los hábitos alimenticios a la vez que mejorar trastornos o enfermedades asociadas al sobrepeso como es el ERGE.

Nuevo tratamiento del Reflujo Gastroesofágico mediante endoscopia (Técnica MUSE) sin cirugía.

Además del tratamiento del sobrepeso, desde hace muy poco existe una nueva técnica que permite tratar por endoscopia (sin cirugía) el reflujo gastroesofágico. Se trata de un nuevo sistema, MUSE (Medigus Ultrasonic Surgical Endostapler), que gracias a un innovador instrumental médico de última generación permite que los especialistas en endoscopia podamos realizar una Funduplicatura Anterior (una reconstrucción de la válvula esofágica sin incisiones externas) que facilita un tratamiento a largo plazo del reflujo gastroesofágico. El procedimiento, que se lleva a cabo por endoscopia, es una alternativa a la cirugía con numerosas ventajas como una mayor comodidad para el paciente y unos menores riesgos asociados dada la ausencia de intervención quirúrgica.

Este procedimiento, para el que una vez más nuestro equipo médico es pionero, puede aliviar a largo plazo y en muchos casos de forma permanente, los síntomas de la enfermedad actuando sobre la raíz del problema y facilitando una mejora la calidad de vida de las personas que padecen reflujo gastroesofágico.

En un estudio clínico internacional, el 73% de los pacientes tratados con esta técnica mejoraron de forma mejora significativa su calidad de vida tras realizarse el procedimiento. Además, 85% de los pacientes redujeron considerablemente la medicación, y el 65% de ellos la pudo prescindir de ella por completo.*


¿Qué más debes saber sobre la técnica MUSE para tratar el reflujo gastroesofágico?

La intervención se lleva a cabo bajo anestesia general y dura entre 60-90 minutos. El paciente permanece 24 horas ingresado y tras el alta debe seguir una dieta de líquidos y alimentos blandos durante unos días para ir pasando paulatinamente hacia una dieta normal. Los pacientes pueden reanudar sus actividades diarias normales a los pocos días del procedimiento ya que al ser endoscópico la recuperación del paciente es más rápida.

En la siguiente animación puede verse cómo se lleva a cabo el procedimiento.

¿Quieres saber más sobre esta técnica? ¿Quieres olvidarte de ardores de estómagos, problemas de acidez, etc..?

Solicita más información contactando con nuestro equipo médico. Llámanos al + 34 93 212 72 38.información método pose

 

* Zacherl et al,  Endoscopic anterior fundoplication with the Medigus Ultrasonic Surgical Endostapler (MUSE™) for gastroesophageal reflux disease: 6-month results from a multi-center prospective trial. Surgical Endoscopy, 2014.

 

0 comentarios

Escribe tu comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Agradecemos tu participación.

Deja un comentario