adelgazar método pose, método aspire, balón gástrico

¿Comemos mejor si sabemos las calorías que ingerimos?

Con independencia del grado de conocimiento que cada persona tenga sobre nutrición y con independencia de los factores culturales y sociales que influyan en los hábitos alimenticios de cada hogar, lo cierto es que en términos generales todos sabemos que hay determinados alimentos que no nos hacen bien y que no se consideran saludables.

Por eso, a pesar de que ofrecer la máxima información posible en las etiquetas de los alimentos sea siempre beneficioso para conocer mejor qué estamos ingiriendo, esta información no hará que comamos mejor.

Al menos esa ha sido la conclusión de un estudio publicado en el American Journal of Public Health. El estudio (Supplementing Menu Labeling With Calorie Recommendations to Test for Facilitation Effects) se llevó a cabo con clientes de la cadena de comida rápida McDonalds. El objetivo fue valorar si después de que los clientes tuviesen conocimiento de las calorías que se ingieren con cada hamburguesa variaba en algo su consumo o la forma de acompañar la hamburguesa. Por ejemplo si a la hamburguesa media (495 calorías) se le suma una ensalada completa con pollo, queso, salsas etc..se le suman 345 calorías, algo muy diferente a acompañarla de simplemente ensalada verde sin salsas.

tratamientos para la obesidad en barcelona método poseDe este modo, se dividió a los clientes en tres grupos. A uno de los grupos se les daba información sobre la recomendación diaria de ingesta calórica; a otro grupo sobre la ingesta calórica recomendada por comida y a un tercer grupo no se le daba ningún tipo de información.

La conclusión fue que tener más información sobre lo que deberían comer y lo que estaban comiendo (a nivel de calorías) no influía por lo que no es parece realista la opinión de que los clientes van a leer detenidamente las etiquetas y cambiar sus preferencias a la hora de comer.

Esto podría explicar por qué, a pesar de los muchos esfuerzos que se hacen para informar sobre cómo debe ser la ingesta diaria recomendada, el resultado siga siendo más sobrepeso y más obesidad.

El motivo es simple: El sobrepeso y la obesidad no se solucionan sólo contando calorías….. el un tema mucho más complejo y por tanto el tratamiento debe enfocarse no desde el punto de vista de “dejo de comer x porque tiene x calorías y no es saludable” sino conseguir que el enfoque sea “dejo de comer x porque realmente no me apetece, he descubierto que estoy más vital  y sano cambiando mi estilo de vida en general, lo que incluye hábitos alimenticios y práctica de ejercicio”. Para que eso suceda quizás previamente se haya tenido que perder peso, de ahí la necesidad de complementar un tratamiento del sobrepeso o la obesidad con técnicas como el Balón Intragástrico o el Método POSE que de inicio proporcionen esa pérdida de peso y esa sensación de saciedad que hará que podamos cambiar paulatinamente nuestros hábitos alimenticios.

 

0 comentarios

Escribe tu comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Agradecemos tu participación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>